lunes, 19 de septiembre de 2011

De boda!!!

            ¡Estamos de boda en Agua Amarga, en Almería!
Este sitio es maravilloso; el desierto que nos rodea me encanta y el cortijo dónde se celebra es tan bonito, tan chic…, que no tiene nada que ver con un cortijo.
            —¿Dónde están las gallinas, tita? —pregunta mi sobrina Alicia mirando alrededor expectante.
            —No sé, cariño; pregúntale al tito —respondo, completamente hechizada. ¿Desde cuándo los cortijos son así?
            Todo el verde de Almería debe estar concentrado en este cerro, en torno al cual se desparraman construcciones blancas que albergan las habitaciones de los novios a las que se llega por caminillos de tierra iluminados con velas y…
            ¡Ohhh!
¡¡¡Hay margaritas por todos lados!!!
—Tita Lili, dice el tito que no cree que haya gallinas, pero que igual sí que vemos algún burro —dice Alicia, cogiéndome de la mano—. Me parece bien, aunque a mí me gustan más las gallinas, que ponen huevos y tienen pollitos.
Media hora después estamos sentados esperando la llegada de la novia. La alcaldesa de no-sé-dónde (da la impresión de que ha llegado directamente de París),  habla con el novio y reparte instrucciones a los invitados a partes iguales. Va impecable con un traje oscuro y una corbata fucsia, accesorio que incorporo desde ya a mi vestuario. Las de JC no me convencen, son muy de chico; tendré que pasarme por Zara a ver si encuentro alguna…
¡Madre mía! ¡La alfombra por la que llegará la novia también es fucsia!
—¡Mira! —le digo a mi hermana Eli, que está a mi lado, y le señalo la alfombra.
Abre los ojos como platos y suelta un suspiro.
—Después de esto es imposible —susurra—. Tendremos que esperar al menos un año para casarnos Fran y yo.
Asiento comprensiva.
—Igual más —¿desde cuándo la gente se casa en sitios tan bonitos?
El silencio se impone cuando comienza a sonar una canción de Frank Sinatra y todos nos levantamos para ver a la novia, mi prima Cris, que avanza sonriente del brazo de su padre.
¡Ohhhhh, está preciosa, con el vestido de novia de su madre y el pelo rubio trenzado!
Decidido, este lunes me voy a Rosa Clará.
—¿Qué vas a hacer el lunes? —pregunto a Eli. A esas cosas una no puede ir sola.
—Trabajar —contesta—. ¿Por qué?
—¿No podrías cogerte una baja? —y añado—: Te veo mala cara.
—¿Qué dices, Lili? Si estoy fenomenal —y vuelve a fijar toda su atención en las palabras de un amigo del novio, que está leyendo un poema.
Bueno, pues voy sola. A mi hermana Sofi no puedo pedírselo; a veces no entiende este… temperamento mío.
De pronto un señor con un bigote a lo Hercule Poirot se acerca tambaleándose a la alcaldesa, que recita los artículos del Código Civil, y le susurra algo al oído. La alcaldesa asiente y continúa. Al finalizar le pasa el micrófono.
—Agradezco esta oportunidad que me ofrece mi comadre para dedicarles unas coplillas a los novios —comienza a decir mientras busca el asentimiento del público con los ojos.
Mi prima se vuelve descompuesta.
—¿Quién es éste? —pregunta a su padre, que se encoje de hombros.
Uy, uy, uy…
—Se llaman fandangos de Lucena —y levantando una copa que ha aparecido como por arte de magia en sus manos, se dirige a los novios—. ¡Va por vosotros! —inspira y… —: Que se mea en el perejil —silencio profundo—, tengo en mi casa un canario, que se mea en el perejil…
La novia comienza a hacer aspavientos aterrorizada.
—Y cuando llego borracho, mi mujer me culpa a mí…
Dos camareros lo cogen con disimulo, que no sirve de nada porque el desconocido cantaor está desatado.
—¡Me culpa a mí, me culpa a mí! —sigue cantando a voz en grito mientras se lo llevan (imagino que a despeñarlo cerro abajo).
—¿Has visto el burro, Alicia? —pregunta JC a Alicia, que está flipando.
—¿Un burro? ¿Dónde? —chilla emocionada.
—Ahí, en el escenario. Se acaba de ir.
—Igual en vez de un año sólo tenemos que esperar medio —dice Eli a mi lado, aguantándose la risa.
No sé… Para mí estas coplillas le han dado el toque maestro a la boda: un punto excéntrico nunca está de más.

11 comentarios:

  1. Creo que lo mejor de la boda era tu traje y la que lo llevaba (foto primera), todo atado en una cinta negra que parecía un regalo llevado por JC, orgulloso él y no era para menos. Aunque el lazo debería ser de otro color, ya que el negro por lo general no se debe llevar a las bodas, al igual que el blanco para no confundirse con la novia, en tu caso le quitarías protagonismo a ella, como no podía ser de otra manera.

    ResponderEliminar
  2. Españoleto, que me has puesto colorá! En lo del negro llevas razón, pero el vestido era tan increible que no me pude resistir :). Hace un ratillo lo he dejado en la tintorería (la boda fue el sábado) con lágrimas en los ojos y a la tintorera le he dicho "cuidadito con él, que me he quedado con tu cara" (bueeno, en realidad esto último sólo lo he pensado, pero con mucha intensidad; seguro que la pobre mujer lo ha percibido).
    Un beso!!!

    ResponderEliminar
  3. ¡¡¡Cómo me hubiera gustado estar en la boda!!!
    Debió de ser muy bonita y quien sabe si nos habríamos conocido, aunque JC......
    Avísame para la próxima.
    UNO MÁS

    ResponderEliminar
  4. UNO MAS, bienvenido!!! No sé si avisarte para la próxima. ¿Qué intenciones llevas?
    Un beso! Y espero verte a menudo por aquí :)

    ResponderEliminar
  5. Y bueno, es una boda que más de alguien recordará por mucho tiempo...

    [No halagaré tu vestido, porque ya sería demasiado... ^^]

    ResponderEliminar
  6. Lili!!!, impresionante el vestido, pero más impresionante aun el cuerpo que va debajo!!, y te lo digo con ojos de mujer envidiosa no de hombre lascivo!!,jajajaaja.
    La verdad es que organizar la boda ideal y que te la chafe el borracho del pueblo no tiene nombre...para todo lo demás mastercard!!!,jajaja
    un beso guapiiiiisima!!

    ResponderEliminar
  7. Jajajajajjajajaj que grande la copla! jajajjajaja me encanta, tenías que haber estado avispada y haberlo grabado... habría molado :d

    ResponderEliminar
  8. :(, la boda fue increible! (mucho más que mi vestido:). Habrá un antes y un después en las bodas de la familia!

    Merluca, gracias!!! Pero lo impresionante era el vestido; sin él pierdo mucho :) Lo del cantaor espontáneo (seguimos sin saber quien es) fue tremendo; a mi prima casi le da un yuyu!

    Ana Pepinillo, seguro que alguien lo grabó y lo cuelga en Youtube! Prometo avisaros :)

    Besos a los tres!

    ResponderEliminar
  9. holaaa wapa¡¡¡ k tal?? soi candelaa¡¡¡espero k te acuerdes de mi :)
    espero k la boda estuviera genial, que por lo que veo ivais wapisimas¡¡¡
    por cierto tu blog esta muy chulo, a ver si yo tambien me animo y escribo uno, un besoo

    ResponderEliminar
  10. Hola, Candela! Que guay verte por aquí! La boda fue genial, y la novia iba guapísima y feliz :)
    Un beso muy fuerte, requeteguapa!!!

    ResponderEliminar
  11. Me encanta el vestido!!
    Donde lo compraste? Que marca es??
    https://stuffeninbavaria.wordpress.com/

    ResponderEliminar

Soy una chica valiente, soportaré lo que tengas que decirme.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...